La Domus Aurea

La Domus Neroniana ha sido la más grande y lujosa residencia imperial, nació pronto bajo una mala estrella, si es cierto que, según lo dicho por los sucesores de Nerón, para construirla el emperador orquestó el famoso incendio de Roma del año 64 d. C. liberando así una vasta área de las construcciones existentes. (Hipótesis no del todo cierta....... pero la historia, ya se sabe, es
escrita por los vencedores).
Fue construida en cuatro años, un verdadero record si es cierta la descripción de Svetonio:

"una estatua colosal de 120 pies podía entrar en el vestíbulo de la casa; la amplitud de ésta era tal como para incluir tres pórticos de una milla de largo y un estanque, más bien casi un mar, rodeado por edificios grandes como ciudades.
A sus espaldas villas con campos, viñedos y pastos, bosques llenos de todo tipo de animales salvajes y domésticos.
Por todos lados estaba todo cubierto de oro, decorado con piedras preciosas y conchas. Los comedores tenían techos cubiertos con placas de marfil móviles y perforadas de manera que se permitiera la caída de flores y de perfumes.
La más importante de éstas era circular y giraba continuamente, noche y día, como la tierra. Los baños estaban abastecidos de agua marina y sulfurosa. Nerón inauguró la casa al final de los trabajos, se mostró satisfecho y dijo que finalmente empezaba a vivir en una casa digna de un hombre."

domus aurea

Nerón gozo poco de todo este lujo y la domus fue desmantelada casi completamente, como era costumbre de los emperadores que tomaban el poder a base de complots y golpes de estado.
El palacio fue parcialmente demolido y recubierto de escombros para hacer de cimientos de nuevas construcciones.
Vespasiano hizo drenar el estanque y sobre éste construyó el Anfiteatro Flavio, que será rápidamente denominado Colosseo precisamente como consecuencia del traslado, junto al edificio, del Colosso de bronce dorado que representaba a Nerón, colocado originariamente en el vestíbulo de la Domus Aurea, Tito y Trajano hicieron erigir unas termas sobre el palacio.

La que ha llegado hasta nosotros es únicamente la parte situada sobre el Monte Oppio, se compone de la "sala octagonal", un gran patio porticado en tres lados, los "cubiculi": los dormitorios imperiales, la "sala della volta delle civette", así denominada por los motivos decorativos de la bóveda, la "sala della volta nera" y la famosa "sala della volta dorata", con una lujosa decoración a base de estucos policromos y todo acompañado por pasillos pintados al fresco, también hay mosaicos. Es desde el 1800 aprox. que se efectúan excavaciones para recuperar las casi 150 habitaciones de los espléndidos restos; pero el complejo sufre de infiltraciones de agua de lluvia que perjudican la estabilidad de las estructuras, por ello recientemente ha sido decretado el cierre al público y se están tomando medidas para el trabajo de restauración y puesta a punto de la seguridad.